Cultivos baratos, cultivos caros y cultivos productivos en el balcón

Última actualización

Los cultivos de marihuana en exterior suelen comenzar muy bien, con mucho interés y aplicando mucho trabajo y voluntad, pero con el tiempo, la dedicación y el esfuerzo menguan, lo que acarrea problemas en el cultivo. Esto lo observamos habitualmente en los seguimientos que hacen los cultivadores en los foros cannábicos de internet, que comienzan muy bien y a toda máquina, pero no suelen pasar de las primeras semanas de crecimiento y apenas los vemos cuando entran en floración. Author: Bosterix 

Para llegar a conseguir buenos resultados, hay que aprender a enfocar el cultivo como si fuera una carrera de larga distancia, donde hemos de dosificar el esfuerzo a lo largo de todo el recorrido, para llegar primero a la meta.
De la misma manera que el esfuerzo debe ser parejo a lo largo de todo el cultivo, la inversión, que es otro tipo de esfuerzo, recorre un camino similar. Por ejemplo, gastar mucho dinero en semillas para ponerlas luego en un sustrato malo, reducirá la cantidad y calidad del producto final y resulta una mala inversión, ya que la diferencia de precio entre un sustrato malo y uno bueno no cubre las perdidas, o mejor dicho los beneficios que dejaremos de obtener.
Elaborar un presupuesto completo, donde entren desde las semillas hasta los abonos y herramientas, nos permitirá tener una visión general de la inversión en el cultivo, así evitamos que fracase por falta de inversión en alguna etapa.
La primera decisión es el espacio disponible para el cultivo. Una vez que tenemos claro el sitio del balcón o ático donde pondremos a nuestras plantas, tendremos que calcular las plantas que necesitaremos para acceder a la cantidad de marihuana que fumamos en un año.
Este cálculo va en función del tamaño de las plantas que voy a cultivar, ya que puedo cultivar una súper planta en una maceta enorme o preparar varias plantas pequeñas para obtener la misma cantidad final.
A la hora de tomar estas decisiones tenemos que tener en cuenta el espacio disponible y la discreción que necesitemos en nuestro cultivo. No es lo mismo un cultivo que esté a la vista que otro que quede oculto y nos permita cultivar plantas de mayor tamaño. El espacio y la discreción necesaria son factores que no podremos modificar y que nos conviene analizar primero, para luego poder acomodar el resto solventando los requerimientos.

Para reconstituir el agua de osmosis.

Para elegir las semillas hay que tener en cuenta que existen semillas baratas, pero de altísima calidad, semillas baratas y de baja calidad, así como semillas caras de altísima calidad y semillas caras de baja calidad.
Lamentablemente, las persecuciones a los cultivadores hacen que tengamos que cultivar, como máximo, lo que podemos fumar en un año. Esto ocasiona que cultivemos lo justo para fumar, y no hagamos algo que se hace con la fruta y verdura, una selección de las mejores. Es decir, separar los cogollos de las plantas que mejor nos han salido y con el resto fabricar hachís o una extracción.
Supongamos que nuestro cultivador decide montar diez plantas grandes para conseguir su cosecha anual. Para elaborar el presupuesto, además de considerar la cantidad de plantas y el tamaño, debemos tener en cuenta que algunas plantas puede ser víctimas de plagas, podemos fallar, etc… Por lo que nos conviene por ejemplo si pensamos cultivar 10 plantas, calcular un 20% más y poner unas 12 plantas.
Para poner las 12 plantas nuestro cultivador va a utilizar macetas de 40 litros, necesita que las plantas sean grandes y no le importa si llega a 2 m de altura. También podría haber puesto más plantas en macetas pequeñas, a menor altura, para conseguir los mismos resultados.
Limpia las macetas de tela en la lavadora sin usar jabones.

Si necesitas saber la capacidad de una maceta recuerda que si ésta es cilíndrica se calcula con la fórmula pi por altura por radio al cuadrado. Si no quieres hacer cuentas, pon “cálculo volumen macetas’’ en el buscador, y encontrarás varias páginas web donde ingresando las medidas te calculan automáticamente el volumen de la maceta. En este caso, 12 plantas terminarán ocupando 12 macetas de 40 litros, es decir, necesitaremos 480 litros de sustrato. Como en cada saco hay 50 litros, necesitaremos unos 10 sacos de sustrato para todo el cultivo.
Ya tenemos dos datos, las semillas y el sustrato, ahora falta calcular las macetas que necesitaremos. Por ejemplo, en este caso 12 macetas pequeñas de 0,5 litros para la primera etapa, de 2 litros, de 10 y de 40 litros que iremos utilizando a medida que haremos los trasplantes. En exterior usamos macetas blancas o aireadas de tela, así se calienta la tierra.
Otro factor que tendremos que considerar serán los abonos, estimulantes y aditivos que necesitaremos para las plantas. Ten en cuenta que el gasto de abonos y de tierra es progresivo, éste suele ser uno de los principales errores de los cultivadores, se gastan todo en la primera etapa y cuando hay que hacer el esfuerzo a mitad de cultivo se juntan las vacaciones con el agravante de que los botes de marihuana escasean y hay que recurrir a los clubes de consumidores, por lo que generalmente se resiente el cultivo, ya que se postergan o anulan trasplantes, se dejan de aplicar aditivos, estimulantes y abonos de calidad, etc…. con el consiguiente estrés y bajada de producción y calidad final.
También deberás contar con un medidor de pH, ya sea uno digital o mediante un reactivo líquido. Para hacer posible que los nutrientes sean absorbidos por las plantas de marihuana, nos conviene dejar el pH del agua de riego entre 5,5 y 6,7. Un pH down o pH- será útil para dejar el agua de riego en los valores indicados. Es ideal, asimismo, contar con un medidor de EC (electro conductividad) para abonar sin pasarnos.
Si el agua de riego es dura, es decir, agua con una cantidad de sales disueltas superior a 0,9 mS, necesitaríamos un equipo de ósmosis inversa para filtrar el agua del grifo y luego reconstituir el agua osmotizada a 0,4-0,6mS con calcio y magnesio.
Si vas a necesitar un filtro de ósmosis para conseguir agua de calidad, lo puedes comprobar antes de montar el cultivo, simplemente llevando un poco de agua del grifo para que le midan la conductividad eléctrica en el Growshop.
Hay que tener en cuenta el gasto del valor del filtro y el aumento de gasto de agua, ya que generalmente por un litro de agua conseguido se desechan tres. Para aprovechar al máximo el agua que se deseche se puede juntar y usar para limpieza de tiestos o del suelo del ático o balcón.

Cultivos baratos o cómo reducir los costes sin bajar la producción ni la calidad de la hierba.

A veces, los cultivadores pecamos de querer tener muchas variedades en el mismo cultivo, lo que suele ser bastante engorroso luego a la hora de cuidarlas, ya que tendrán distintos requerimientos, pero el objetivo suele ser un jardín muy variado. Si repetimos la variedad, aunque sea un poco, conseguiremos las semillas a mejor precio.
Los paquetes de más de 5 semillas suelen tener un precio más contenido que las semillas en paquetes de tres o una. Siempre ten presente que hay muchas semillas de alta calidad a buen precio. Aprovecha las ofertas de las tiendas de cultivo y busca semillas estables, de calidad y rápida floración para asegurarnos la cosecha. En el próximo número de Soft Secrets, 2 del 2018, especial variedades, encontrarás una gran selección de semillas analizadas para facilitarte escoger la que te convenga.
Conseguir buenas semillas a buen precio y arruinarlas con un sustrato de baja calidad es justo lo que no buscamos para un cultivo económico. Elije siempre un sustrato de calidad probada, como los que se anuncian en esta revista.
Hay líneas de abonos que resuelven todo el proceso con pocos botes, generalmente un estimulante para las raíces, un abono base de crecimiento, de floración y algún aditivo de floración para aumentar la producción y los sabores. Otras líneas de abonos están más diversificadas y cuentan con más botes, por ejemplo, ácidos húmicos y fúlvicos, carbohidratos o algas.
La rentabilidad de unos y otros varía en función de las plantas que tengamos. Si vamos a poner pocas plantas, es preferible una línea de abonos que incluya en los abonos base y aditivos todos los macro y micro nutrientes, además de carbohidratos, algas, etc… en pocos botes de abonos. En cambio, si optamos por poner muchas plantas, podemos escoger alguna línea de abono mas diversificada y hacer distintos riegos y combinaciones, según los requerimientos y la etapa del cultivo
En la fase vegetativa nos conviene analizar si sale a cuenta hacer más trasplantes y gastar menos abono de crecimiento o hacer menos trasplantes y usar abono de crecimiento. Si vas a realizar varios trasplantes durante la fase de crecimiento, como los sustratos ya vienen abonados, no será necesario aplicar abono de crecimiento si usas un sustrato previamente abonado. Muchos cultivadores realizan varios trasplantes con tierra abonada para más de 6 semanas, con lo que no aplican abonos de crecimiento.

Cultivo caro

Existen dos tipos de cultivo caro: Uno en el que se obtienen escasos rendimientos a partir de una inversión grande o pequeña, es un gasto de tiempo y de esfuerzo, el cultivo que desanima y hace que al año siguiente no sacrifiquemos las vacaciones de verano cuidado las plantas. El otro tipo de cultivo caro es el que produce buenos rendimientos, pero a un coste excesivo. Ninguno de estos tipos de cultivos resulta de interés para desarrollar.

Cultivo orientado a rendimiento

Por último, encontramos el cultivo orientado al rendimiento, que busca conseguir los máximos rendimientos posibles, siempre con el máximo de calidad. Es importante que, tanto en el cultivo barato como en el orientado a la producción, la calidad no sea un factor cambiante, siempre apuntamos a la máxima calidad de la marihuana que vayamos a fumar. Si nos sobra espacio, buscaremos optimizar el cultivo para conseguir los mejores resultados con el menor coste posible, en cambio, si no disponemos de mucho sitio, deberemos maximizar la producción para conseguir la cantidad deseada, a costa de mayor inversión en el cultivo.
Selecciona variedades estables y productivas. La cantidad no suele estar reñida con la calidad. Entre los extensos catálogos de semillas encontramos a muchas variedades productivas de calidad. ¡Ojo!, también habrá que tener en cuenta la fecha de cultivo para asegurarnos la jugada y cosechar antes de que lleguen las lluvias.

Aprovecha el agua sobrante del filtro de osmosis para limpiar los tiestos o el suelo.

Infórmate bien acerca de las variedades que vayas a plantar, algunas se pueden podar, con lo que, si las plantas antes, podrás manejar mejor su altura sin perjuicio de la producción, otras en cambio tienen una estructura columnar y no conviene podarlas.

Consejos para aprovechar al máximo la inversión

Cuida las herramientas de cultivo: regaderas, macetas, pulverizadores, medidores, filtros, etc.. requieren un mínimo de mantenimiento para aumentar su vida útil. Ten en cuenta que no te conviene guardar los botes de abono de un año para otro, lo mejor es comprar la cantidad necesaria para el cultivo anual.
Haz el cálculo de abonos, aditivos y estimulantes de crecimiento, de raíces y de floración necesarios para una temporada y busca los botes adecuados. Aunque haya garrafones de cinco litros más baratos, si vas a utilizar menos de un litro por año, no se conservará para que lo puedas utilizar hasta el final, por lo que te convendrá invertir en botes más pequeños que no se echen a perder.

Guarda insecticidas y plaguicidas sobrantes para la próxima temporada

Cuida las macetas, no las dejes vacías al sol que se daña el plástico, las macetas de tela lávalas y guárdalas para la próxima temporada una vez que termines de usarlas. Prolonga la vida útil de los medidores de pH y EC, una vez usados, guárdalos con unas gotas de liquido de mantenimiento o de calibración en el capuchón, para mantener húmeda la sonda medidora. Este truco te servirá para mantener el mismo medidor durante varias temporadas.
Un último consejo, piensa que de la inversión de dinero y esfuerzo por la cosecha vendrá luego lo que fumemos o no tengamos para fumar el resto del año. Ten en cuenta esto a la hora de calcular la inversión, ahorrar en el cultivo para luego tener que gastar más en un club o dispensario es un mal negocio.

¿Necesitas ayuda porque tienes un problema relacionado a las drogas? Conversalo con tus amigos y familia. Busca un médico realmente especializado y amigable. Los grupos de reducción de riesgos y daños también pueden ayudar. También piensa si es el único problema que tienes. O “el problema” viene por otro lado. En caso de intoxicación: no lo dudes, llama al servicio médico.

Deje una respuesta

Recientes

Sobre Soft Secrets

Acerca de los secretos suaves Soft Secrets es la principal fuente de cultivo, legalización, cultura y entretenimiento de la cannabis para su dedicado y diverso público en todo el mundo. La clave es conectar a las personas mediante información pertinente y actual con el mismo interés que la salud, el estilo de vida y las oportunidades de negocio que ofrece la cultura del cannabis.