Entrevista-ACE-Seeds
Última actualización

La crianza y preservación de sativas puras nativas sigue siendo una de nuestras principales prioridades desde nuestros inicios

Hablamos con el criador de ACE Seeds, Dubi, veterano de la crianza ibérica de landraces y paciente defensor de la base genética del cannabis. A base de búsqueda, selección y distintas técnicas de crianza, ACE Seeds ha destacado en estos 15 años por su trabajo serio, para los que buscan variedades especiales o quieren colaborar en la preservación de la marihuana.

Soft Secrets: ¿Cómo empezaste a cultivar?

Dubi: Empecé a cultivar en el 96 sativas puras mejicanas, colombianas, nepalís y marroquís que traían amigos de sus viajes. También los mejores híbridos holandeses, que por aquella época todavía estaban en su momento dorado y empezaban a llegar a España.

Anteriormente a esta fecha, la cultura cannabica en España se basaba en una cultura de consumo de hachís marroquí. Posteriormente, y con la apertura de los primeros grows y la publicación de las primeras revistas, empezó a desarrollarse en España una cultura de cultivo de marihuana por sus flores y de cultivo en interior.

¿Cuándo surge tu interés por la crianza y hacer tus primeros cruces?

Esto me proporcionó desde mis inicios una amplia visión sobre el cannabis psicoactivo, desde las variedades puras (landraces) hasta los híbridos holandeses más refinados. Esto originó en mi una gran pasión por aprender y entender mejor sobre los orígenes del cannabis y cómo se habían criado híbridos tan potentes, aromáticos y fáciles de cultivar.

A finales de los 90, también llegó la aparición de Internet, que sin duda fue clave para ponerme en contacto e intercambiar ideas y genéticas con cultivadores de todo el mundo. Poco a poco fui adquiriendo experiencia, conocimientos y una amplia variedad de variedades puras, lo que me llevó a empezar a criar con ellas y a desarrollar mis primeros híbridos.

Entrevista-ACE-Seeds
Red Sapphire.

Comenta la creación y evolución de ACE Seeds

Con la aparición de internet y las primeras comunidades cannabicas ‘online’, nos fuimos encontrando cultivadores con un interés común en las variedades puras y en la cría de cannabis. Esto me llevo a conocer a Kaiki de Cannabiogen y a Álex ‘la mano negra’ a principios de este siglo, que eran de una generación anterior a la mía y tenían más experiencia en el tema del cannabis.

Juntos fundamos ACE Seeds aproximadamente en 2004 (siendo el segundo banco de semillas más antiguo de España), con la finalidad de estudiar y preservar variedades puras de cannabis de todo el mundo y desarrollar nuevos híbridos. Desgraciadamente, Álex falleció unos años más tarde, por lo que Kaiki y yo formamos el ‘núcleo duro’ de ACE Seeds en esa primera época. Posteriormente, en 2010, Kaiki decidió centrarse únicamente en Cannabiogen, por lo que fundé una empresa independiente y durante esta última década yo he dirigido ACE Seeds en solitario, también en cuanto a la cría.

¿Qué ha quedado de la filosofía original ?

Nuestra filosofía de estudio y preservación de variedades puras y desarrollo de híbridos innovadores a partir de ellas ha seguido intacta, durante toda nuestra trayectoria. Siempre intento que haya un equilibrio entre la preservación de variedades puras que no han sido estudiadas todavía y el desarrollo de nuevos híbridos, sin olvidar la mejora y refinamiento que hacemos periódicamente a nuestras variedades más clásicas.

Las variedades puras son el patrimonio genético para las futuras generaciones, y conforman la diversidad genética original, a partir de la cual se han desarrollado todos los híbridos comerciales que disfrutamos hoy en día. Aquí encontraremos nuevas características que puedan volver a revolucionar la escena del cannabis, como nuevos quimiotipos con cannabinoides poco frecuentes, nuevos perfiles de terpenos, nuevos efectos o nuevas posibles curas para enfermedades.

Estas landraces están en peligro inminente de desaparición debido a la contaminación genética con híbridos modernos en sus lugares de origen, debido a la globalización, también a la prohibición, a la perdida de culturas ancestrales, etc. Hay que ser consciente de que una vez que una variedad pura es contaminada con genética foránea, la variedad nativa queda alterada para siempre y no hay forma de recuperarla en su forma original. En ACE Seeds somos conscientes de todo esto desde nuestros inicios, por lo que la filosofía de estudio y preservación de variedades puras está ‘tatuada’ en nuestro ADN.

Entrevista-ACE-Seeds
Super Malawi Haze.

¿Cuáles son las fuentes de las genéticas que más empleas en tus cruces ?

Utilizamos nuestras mejores y más trabajadas variedades, que en cuanto a sativas son Malawi, Panamá, Zamal de Isla Reunión, congoleñas, Oldtimer’s Haze, Bangi Haze y Nepal Jam. En cuanto a variedades indicas, la Pakistán Chitral Kush, ErdPurt (afgana) y China Yunnan. Estos pilares genéticos se han trabajado durante una o dos décadas, por lo que son variedades muy refinadas y estabilizadas, y tenemos un amplio conocimiento de cómo funcionan en híbridos.

También me gusta realizar nuevos híbridos con variedades puras preservadas recientemente, como es el caso últimamente con los nuevos F1s con sativas de Etiopía, Honduras, Líbano, Marruecos, Islas Mauricio, etc, para así poder evaluar el potencial de cría de estas nuevas variedades puras, y como origen de nuevos híbridos.

Háblanos de tu forma de selección y las características que más valoras

El enfoque de la selección y las características buscadas en un proyecto de cría varían mucho dependiendo de los objetivos de cría de cada proyecto. No es lo mismo seleccionar para desarrollar una variedad rica en CBD, desarrollar una autofloreciente, estabilizar un híbrido, criar un híbrido sativa para climas tropicales o un híbrido sativa/indica para cultivo interior.

Por ejemplo, cuando empezamos a trabajar con una nueva variedad pura psicoactiva, primero la cultivamos sin semilla para evaluar sus puntos fuertes y débiles. En la P1 o primera generación (semillas originales) de la variedad pura nos centramos en encontrar los mejores parentales en cuanto a calidad de efecto, potencia, cantidad de cannabinoides y cantidad y calidad de terpenos.

Descartamos los parentales que muestran hermafroditismo o baja calidad, y hacemos una primera polinización abierta con todos los parentales P1 relevantes, para así poder preservar la máxima diversidad genética interesante de la nueva landrace en forma de semilla.

cannabis
Red Sapphire.

Posteriormente, nos tomamos unos meses para evaluar durante el curado los mejores parentales, guardando copias de los mismos en la cámara madre, y analizándolos en laboratorio para averiguar su contenido preciso en cannabinoides y terpenos. Cuando ya tenemos claro cuáles son los parentales P1 más notables, proseguimos entonces el refinamiento de la variedad pura en las siguientes generaciones, partiendo de los parentales más interesantes guardados en forma de clon de cada generación y en su descendencia en forma de semilla. Así, generación tras generación, las variedades puras se van mejorando progresivamente.

Este proceso es similar cuando se quiere mejorar un híbrido estabilizado o estabilizar un híbrido no estabilizado, aunque en este último caso puede ser necesario hacer algún retrocruce u otras técnicas de cría endogámica, como autofecundación S1 para fijar con más fuerza y más rápidamente un grupo de características deseadas.

El proceso de selección a la hora de criar híbridos F1s es distinto: elegimos parentales élite (o muy notables) de 2 variedades muy distintas, que se puedan complementar bien mutuamente. Por ejemplo, tomamos una sativa de larga floración extremadamente potente, resinosa y productiva de Malawi, y la cruzamos con una indica pakistaní de muy corta floración.

Bellos colores, refinados terpenos y fuerte resistencia contra plagas y hongos, para así crear un híbrido F1 Malawi x Pakistán que reúna las mejores características de ambas variedades: efecto muy potente y de calidad, gran vigor, mucha producción, gran cantidad de resinas, terpenos refinados y complejos, impresionantes colores, resistente a hongos y plagas, con tiempos de maduración cortos/moderados, versatilidad y adaptabilidad a cultivos de interior y a una amplia gama de climas, etc. Comprobando que los puntos débiles de ambas variedades (como pueden ser la larga floración o el mediocre sabor de la Malawi pura, o la potencia media y baja producción de la pakistaní pura) queden anulados o mitigados.

Los F1s tienen además el punto fuerte que muestran estas características dominantes de forma aún más intensa gracias al vigor híbrido, lo que suele conllevar también mayor potencia y producción. Y si las variedades utilizadas para hacer el F1 son lo suficientemente estables (tienen muy poca variabilidad genética) entonces el F1 se expresa muy uniforme.

De los parentales que utilizas para criar ¿Cuáles son tus favoritos?

Bangi Haze F7, Kali China F4, ErdPurt A Feno Verde (2012), Malawi Vieja Asesina (2000), Malawi nueva asesina (2014), Green Haze #19 y Purple Haze #23 (2006), Honduras morada P1, Pakistan Chitral Kush morada (2002), Nepal Jam F7, Orient Express (2004-2008), Panama Diosa F10, Zamal pura (2002), Zamaldelica Élite (2012), Thai Chiang Mai P1 (2015), Etíope P2 y ultimamente también híbridos Haze de Neville de finales de los años 80. 

Describe tu sistema de crianza más empleado

Utilizamos todo tipo de sistemas de crianza dependiendo de los objetivos. Para estabilizar: cría endogámica entre parentales de la misma generación (F1, F2, F3, etc …), cría endogámica entre parentales de distintas generaciones dentro de la misma familia (F3xF4, F6xF7, F6xF10, etc …), retrocruces (Bx1, Bx2) y autofecundaciones (S1) de parentales élite. En cuanto al desarrollo de  híbridos no estabilizados (outcrosses) hacemos principalmente F1s, y cría polihíbrida en menor medida. 

marihuana
Panamá.

¿Cuáles han sido vuestros trabajos de crianza más largos?

Bangi Haze (F8), ErdPurt (F7), Kali China (F5), Líbano (P4), Malawi (P4), Nepal Jam (F8), Tikal (F6) y Panamá (F11) que es sin duda la variedad que más generaciones hemos llevado lejos (donde F da a entender el número de generaciones endogámicas que se ha trabajado un híbrido, y P el número de generaciones endogámicas que ha sido trabajada una landrace.

Tienes una especial debilidad por las sativa landraces, ¿las sigues trabajando y las incluirás en nuevos proyectos?

Por supuesto, la crianza y preservación de sativas puras nativas sigue siendo una de nuestras principales prioridades desde nuestros inicios, y poco ha cambiado desde entonces. Mientras que las variedades indica tradicionales se encuentran principalmente en la zona de Asia Central de Afganistán y Pakistán, las variedades sativa se extienden a lo largo de toda Asia, África y América, por lo que a la hora de preservar variedades puras es natural que nos encontremos con muchas más variedades sativa que indica.

¿ Habrá una vuelta de las landraces a la escena genética actual ?

Es una realidad que en la cría moderna occidental europea y norteamericana los híbridos de predominancia indica (Kush) son la tendencia principal. Parece que poco a poco hay un reducido número de cultivadores que se están dando cuenta de la uniformización que están sufriendo las variedades comerciales actuales y que se interesan por los orígenes del cannabis, las variedades puras y en buscar sativas e híbridos con genéticas diferentes a lo que ofrecen la mayoría de bancos de semillas.

En este aspecto, ACE Seeds tiene mucho que aportar, aunque creo que la escena de las landrace nunca será ‘mainstream’, quedará acotada a cultivadores de la vieja escuela que en su juventud fumaban sativas puras colombianas, mejicanas, jamaicanas y tailandesas y que desean volver a experimentar esos efectos eufóricos y psicodélicos que solo las mejores sativas puras pueden ofrecer. También a cultivadores de nuevas generaciones que buscan algo radicalmente distinto a lo que la mayoría de bancos, revistas, dispensarios y clubs de fumadores difunden actualmente.

marihuana
Malawi x PCK.

Otra línea de trabajo son las nuevas fuentes de CBD

Es innegable el potencial medicinal que tienen las variedades ricas en CBD y el ‘boom’ que está surgiendo a nivel mundial alrededor de este cannabinoide. Si bien en ACE Seeds reconocemos la importancia y valía que ha tenido Cannatonic en la cría moderna de variedades CBD, también creemos que es de vital importancia encontrar nuevas fuentes genéticas ricas en CBD distintas a Cannatonic, puesto que de lo contrario todas las variedades ricas en CBD dependerán de esta única familia y acabarán siendo muy similares en cuanto a terpenos y otras características.

Fruto de nuestra investigación, hemos encontrado nuevas familias genéticas ricas en CBD, como en la afgana ErdPurt, en nuestra libanesa pura o en la marroquí pura que empezaremos a ofrecer en 2020, constatando científicamente su potencial en CBD mediante análisis de laboratorio.

¿Qué variedades te tienen más satisfecho?

En cuanto a variedades estabilizadas o trabajadas durante mucho tiempo, sin duda Malawi, Panamá, Pakistán Chitral Kush y Kali China son nuestros pilares genéticos más importantes. En cuanto a cría de híbridos de sativas puras, Zamaldelica, Panama Haze u Honduras x Panamá creo es de lo mejor que tenemos. En cuanto a híbridos de predominancia sativa mis favoritas son Bangi Haze x Etíope, Thai Chi (Thai x Kali China) y Panamá x Bangi Haze. De híbridos sativa/indica: Malawi x PCK y Zamaldelica x Kali China son de los más completos que ofrecemos, y Violeta en cuanto a híbridos de predominancia indica.

¿Cuál es tu variedad más vendida?

Nuestras variedades más vendidas y que más impacto están teniendo son Malawi y sus híbridos: Golden Tiger (Thai x Malawi) o Zamaldelica (Zamal x Malawi/Thai), y Panamá y sus híbridos, todas están teniendo una increíble acogida entre los amantes de las sativas puras. En cuanto a híbridos Haze: Panama Haze y otros híbridos Haze con la Oldtimer´s Haze pura de los años 70, o la reciente Killer A5 Haze. También híbridos de Pakistán Chitral Kush, como la ganadora de copas Violeta. Sin olvidar nuestras variedades clásicas: Orient Express, Tikal, Nepal Jam o Bangi Haze, que son bien conocidas.

En vuestra página ofrecéis variedades de pequeños bancos underground

Intentamos ayudar desde nuestra web a la difusión de genéticas diferentes procedentes de criadores de otros bancos de semillas con los que tenemos afinidad personal o con los que compartimos una filosofía de trabajo diferente con la crianza de landraces. Hemos ayudado a la difusión del trabajo de Mario Bellandi de Delicatessen Seeds, híbridos landrace de Bodhi Seeds, variedades de Green Mountain Seeds con genéticas sativa mejicanas de Oaxaca y Zacatecas, hawaianas y nepalís, o el increíble trabajo de documentación y preservación de variedades indias que están realizando el colectivo Indian Landrace Exchange, con variedades míticas como Kerala, Idduki y Sheelawathi del sur de India, variedades del norte de la India de la zona de Malana y Parvati, e incluso de Cachemira y sativas del sudeste asiático.

¿Te sientes identificado con el término crianza forera? ¿Qué significa para tí?

Nunca me lo había planteado. Internet y los foros han servido muchísimo para conectar a cultivadores de todo el mundo e intercambiar genéticas e ideas, pero el tiempo, recursos y sacrificio que requieren la cría de campo obviamente no se pueden realizar virtualmente. En ese aspecto poco ha cambiado en la verdadera crianza, que se sigue realizando con los mismos dedicados métodos tradicionales que utilizaban nuestros antepasados, aunque actualmente tenemos la asistencia de laboratorios que ayudan muchísimo, especialmente cuando se cría para quimiotipos o perfiles de terpenos específicos.

Coméntanos en qué estás trabajando ahora

Acabamos de preservar una nepalí pura de Annapurna y una marroquí, un trabajo de 2 años de estudio, mejora y preservación de genéticas marroquís antiguas, previas a la fuerte contaminación genética que han sufrido las variedades marroquís desde inicios de este siglo.

En cuanto a nuevas variedades de catálogo y nuevas ediciones limitadas, en 2020 seguimos ofreciendo nuevos híbridos criados con parentales élite de variedades extraordinarias: Thai x Panamá, ErdPurt x Pakistán (con alto potencial CBD), una nueva versión de Golden Tiger (criada con la nueva sativa tailandesa de Chiang Mai y la Malawi asesina), Golden Tiger x Panamá, Panamá x Pakistán, Purple Pakistani Haze (Purple Haze #23 x Pakistán), Zamaldelica x Nepal Jam, y Nepal Mist, un viejo cruce de nepalís y Kali Mist de finales de los 90 que he decidido rescatar para este año en nuestro 15º aniversario.

Las recientes ediciones limitadas de Etíope x Malawi, Guawi (Malawi x Tikal), Honduras x Panamá, Nepal Jam x Kali China y Zamaldelica x Kali China pasan a nuestro catálogo permanente debido a su calidad y al gran éxito que han tenido entre los cultivadores. Como novedad también empezaremos a ofrecer versiones regulares de Panamá x Bangi Haze y de Super Malawi Haze.

cannabis
Purple Haze x Malawi.

Para 2020 también tenemos la nueva Auto Zamaldelica, que es nuestra mejor variedad autofloreciente hasta la fecha, con la que seguimos avanzando en nuestra cría de variedades autoflorecientes de fuerte influencia sativa. Con ellas esperamos contribuir a mejorar la diversidad genética de la escena de cría de autoflorecientes (dominada por indicas), al ofrecer variedades auto de gran tamaño y producción, con efectos eufóricos y psicodélicos procedentes de nuestras mejores sativas puras.

En cuanto a cría de CBD, nuestra nueva variedad más relevante es CBD #1, que es nuestra primera variedad CBD con un quimiotipo completamente estable, muy rico en CBD (15-17%) y muy bajo en THC (0.6-0.75 %).

También resaltar el proyecto de colaboración que estamos realizando con Yo Sammy, miembro del reducido grupo de cultivadores del sur de Holanda, que han preservado durante 30 años los parentales élite de híbridos Haze que Neville crió y seleccionó a finales de los 80 (A5 Haze, C5 Haze, HashPlant Haze, G13 Haze, Nevil’s Haze), parentales que fueron utilizados en el desarrollo de los mejores híbridos Haze holandeses de los años 90 (Jack Herer, Super Silver Haze o Kali Mist), y que ahora estamos empezando a incorporar a nuestros últimos proyectos de cría al cruzarlos con nuestras mejores sativas, como en Super Malawi Haze y Killer A5 Haze. Ahora estamos evaluando unos nuevos híbridos de C5 Haze que están dando muy buenos resultados.

En los próximos meses tenemos planeado hacer proyectos de preservación con sativas puras del sudeste asiático (Tailandia, Laos y Cambodia) y del Pacífico (Nueva Caledonia). También seguimos mejorando nuestras variedades clásicas, avanzando en la cría de versiones regulares y feminizadas de la mayoría de nuestras variedades, que aunque no se refleje como novedad, es un trabajo en la sombra vital para mantener en forma y seguir mejorando las líneas más antiguas.

¿Quieres añadir algo más para acabar la entrevista?

Gracias a Soft Secrets y a los lectores por esta oportunidad en nuestro 15º aniversario, ha sido un camino largo y duro, pero en ACE Seeds estamos muy contentos con sus frutos. Continuaremos dando lo mejor de nosotros para seguir preservando nuevas variedades puras y seguir ofreciendo trabajos interesantes y distintos. Agradecer de corazón a todos los cultivadores y cultivadoras que nos han apoyado durante todos estos años, sin vosotr@s nada hubiese sido posible. Nuestros mejores deseos para 2020!

Más en  www.aceseeds.org

 

¿Necesitas ayuda porque tienes un problema relacionado a las drogas? Conversalo con tus amigos y familia. Busca un médico realmente especializado y amigable. Los grupos de reducción de riesgos y daños también pueden ayudar. También piensa si es el único problema que tienes. O “el problema” viene por otro lado. En caso de intoxicación: no lo dudes, llama al servicio médico.

Deje una respuesta

Recientes

Sobre Soft Secrets

Acerca de los secretos suaves Soft Secrets es la principal fuente de cultivo, legalización, cultura y entretenimiento de la cannabis para su dedicado y diverso público en todo el mundo. La clave es conectar a las personas mediante información pertinente y actual con el mismo interés que la salud, el estilo de vida y las oportunidades de negocio que ofrece la cultura del cannabis.