Técnicas para cosechar terpenos del cannabis

Frank Brandse
22 Oct 2021

Los terpenos son cada vez más requeridos. Y aunque, no del todo comprendidos, ahí están en cada cosecha. Algunas técnicas agronómicas permiten mejorar su producción: bio estimulantes, temperatura, humedad y poda son los más importantes.


Maduración de terpenos: podas, estrés, iluminación, fertilizantes

Es durante la fase de floración y concretamente, durante las semanas finales cuando la planta de cannabis tiende a producir más terpenos. Es en esta etapa cuando hay que poner manos en la biomasa.

Humedad, temperatura y cosecha de terpenos

Cultivando en indoor una de las técnicas más usadas por los verdaderos cazadores de terpenos industriales es la manipulación de la humedad relativa en las últimas semanas antes de la cosecha. La bajan a 30% con el apoyo de deshumificadores. El por qué es sencillo, el estrés controlado activa la magia de la planta para producir terpenos.

Los terpenos que vamos a consumir, como los cannabinoides, necesitan desarrollarse antes de la cosecha. Los mono terpenos como el limoneno, el mirceno, linaool, eucaliptol y los demás, tienen una maduración óptima que acompaña la oxidación, la maduración, de los cannabinoides.

En variedades regulares se ha demostrado que entre los días 165 a 179 es cuando se obtiene su mayor volumen, momento muy similar a cuando, en las mismas plantas, se registró el valor máximo de THC-A y CBD-A.* Por supuesto que un buen secado y curado ayudarán a desarrollar a los mono terpenos. Así que sé paciente, has un buen curado.

La temperatura también colabora para conseguir mejores niveles y calidad en los terpenos al momento de la cosecha. Las recomendaciones generales sostienen que bajar la temperatura entre 14 y 21 grados, sobre todo las últimas semanas de floración hasta la cosecha, consigue mejores niveles de mono terpenos.  No bajes la temperatura de golpe. Porque el estrés que podría ocasionar sería mayor podría ser demasiado. Puedes comenzar el cultivo con una temperatura un poco más baja que la habitual desde el inicio, por ejemplo. Cultivar cannabis a 14 grados es un gran riesgo.

Poda de cannabis: terpenos

La poda. ¿Cuándo no? La poda estresa a la planta, pero conocemos técnicas que la hacen muy provechosa cuando está bien hecha, controlada. Quitar algunas hojas cuando el cogollo está bien desarrollado es una de ellas. No muchas, no debemos hacer daño. Hay que podar con tijeras apropiadas y esterilizadas para evitar el ingreso de algún patógeno. Quizás podar de a poco. No debemos sobre estresar a las plantas.

Una de las que más me gusta, porque hasta tiene sonido, es pellizcar el tallo. Es decir, tomas un tallo entre la yema y el índice, o tus dos dedos favoritos para hacer presión, y aprietas hasta escuchar un ligero y muy leve “crack”. Los gringos le dicen popping por el sonido que hace. ¡Pop!

Esta técnica que se usa para redirigir la energía de la planta y lograr que, en estado vegetativo, por ejemplo desarrolle ramas laterales estiradas, también ayuda a generar terpenos. Además, como el tallo quedará un poco más débil puedes aprovechar atar con cuidado la rama para airear el cogollo y quizás evitar hongos.

Por los mismos motivos, otra técnica que es buena de usar y además es necesaria para un buen rendimiento de la plant, sobre todo a partir desde el vamos, es la poda baja. Que también provocará estrés y por tanto genera terpenos.

Bio estimulantes para terpenos

Sin lugar a dudas los bioestimulantes del cannabis son lo mejor para potenciar la floración y por ende la maduración de los terpenos. Prácticamente todos ellos buscan incrementar los niveles de azúcar disponible a través de una buena provisión de hidratos de carbono y aminoácidos absorbidos por las raíces.

También existen algunos productos que se echan durante el lavado de raíces. En cuanto al régimen nutricional conviene desde un principio ponerle una medida menos de nitrógeno durante el inicio de la floración, como siempre en esta etapa. Pero si quieres más terpenos eliminálo por completo tres semanas antes de la cosecha.

Otro capítulo es la extracción de los terpenos. Pero ya tener una buena dosis en tu bong o canuto es un buen comienzo.

* “Evolution of the Cannabinoid and Terpene Content during the Growth of Cannabis sativa Plants from Different Chemotypes”. (2016) Oier Aizpurua-Olaizola, Umut Soydaner, Ekin Öztürk, Özyeğin University, Daniele Schibano, Yilmaz Simsir, Patricia Navarro, Nestor Etxebarria de la Euskal Herriko Unibertsitatea Journal of Natural Products 79(2)

DOI:10.1021/acs.jnatprod.5b00949

Karla Oyuni

F
Frank Brandse