Consejos para cultivo de cannabis en invernadero

Siete consejos para cultivar cannabis de alta calidad en tu invernadero
Hay muchos cultivadores sibaritas para los que el cultivo en invernadero es la mejor manera de cultivar. Puedes sembrar varias plantas enormes en un invernadero con luz natural. Para producir la misma cantidad de cannabis en interior habría que gastar mucho dinero en electricidad. Cultivar en un invernadero también tiene la ventaja de que no necesitas comprar filtros de carbón, extractores, ni otros equipos de interior.

El cultivo de cannabis en invernadero tiene algunas ventajas sobre el cultivo en exterior. Un invernadero protege las plantas del daño producido por las tormentas a las preciosas plantas de cannabis y permite comenzar antes y acabar más tarde la temporada de cultivo.
Por supuesto, el cultivo en invernadero también tiene otras ventajas. Se puede usar cristal o policarbonato traslúcido para que nadie pueda ver el interior, lo que mantiene tus plantas de cannabis en secreto. Un invernadero puede ser tan grande como quieras. Puedes añadir calefacción al invernadero si es necesario e incluso puedes conectar un sistema automático para regar las plantas mientras tú no estás. Y si haces todo correctamente puedes llegar a cosechar de cada planta más de un kilo de cogollos de máxima calidad. No te equivoques, el cannabis producido en invernadero es igual de bueno que el cannabis cultivado en interior. Algunos cultivadores de invernadero sienten que el sol les da a sus plantas ese extra de potencia que no puede obtenerse en los cuartos de cultivo de interior.
Las fotografías mostradas son de un club social cannábico que cultivó dieciséis plantas Frisian Dew de Dutch Passion. Las plantas alcanzaron cuatro metros de altura y tres metros y medio de ancho, la producción media fue de dos kilos por planta. Con un invernadero realmente puedes cultivar plantas de cannabis monstruosas.
Así que no es una sorpresa que más y más cultivadores se decidan a comprar un invernadero para cultivar su propio cannabis. Es fácil y no cuesta prácticamente nada. Un invernadero o politunel puede conseguirse por poco dinero, especialmente si lo compra de segunda mano a tiendas de plantas o cultivadores comerciales de frutas o verduras. En Dutch Passion hemos visto, literalmente, miles de personas convertirse en completamente autosuficientes en cannabis simplemente plantando unas pocas semillas cada primavera.
Siete consejos para cultivar cannabis de alta calidad en tu invernadero

Los mejores consejos para cultivo de cannabis en invernadero

1. Mejora la tierra. Antes de empezar a cultivar mira de qué modo puedes mejorar la calidad de la tierra. No cosecharás cannabis de la mejor calidad si plantas en arena y piedras. Los cultivadores expertos comprueban la tierra con un simple kit de análisis químico de los que pueden comprar en tiendas de jardinería. Obtendrás una información muy útil sobre el pH y la calidad de la tierra. Los cultivadores de invernadero de más éxito añaden compost fresco a la tierra cada año. También aplican fertilizantes orgánicos como algas marinas, guano de murciélago, gallinaza, abono de pescado, etc. Si dedicas un tiempo a cuidar la calidad de la tierra verás como la cosecha mejora en calidad y cantidad.
2. Cultiva las plantas en el suelo y no en contenedores. Las plantas cultivadas en el suelo tienen un mayor sistema radicular y producen cosechas más grandes. Las plantas que crecen en contenedores necesitan riegos regularmente y puede sufrir estrés por el calor si el contenedor se calienta. Si puedes, cultiva la planta directamente en el suelo con tierra de buena calidad.
3. El riego automático puede ser de gran ayuda. En los días más cálidos del verano una planta de cannabis puede necesitar enormes cantidades de agua. Mantén tus plantas tan sanas como sea posible asegurándote de que el suelo recibe suficiente agua cada día. Los buenos cultivadores añaden nutrientes al agua conforme las plantas se hacen más grandes para complementar los minerales que hay en el suelo y asegurarse de que las plantas alcanzan todo su potencial genético.
4. Vigila las plagas. Es inevitable que haya algunos insectos pero en ocasiones tus plantas pueden sufrir un ataque. Hoy en día puedes usar a Google para identificar la plaga y encontrar la solución. A veces, otros insectos como las mariquitas pueden ser útiles como depredadores naturales. Las babosas y los caracoles pueden ser un problema con el que tendrás que lidiar, pero todas las plagas tienen solución.
5. El uso de calentadores para invernadero puede permitirte acabar el año con plantas enormes. Si consigues empezar tus plantas temprano deberías cosechar plantas más grandes con más cogollos. Los calentadores son esenciales para poder empezar a usar el invernadero pronto en la temporada. Hay calentadores eléctricos y de gas o gasoil, evitan que el tiempo más frío dañe las plántulas y permiten que tus plantas crezcan más rápido de lo normal. Los calentadores de invernadero amplían el principio y el fin de la temporada, lo que para el cultivador de invernadero puede significar cientos de gramos de cosecha extra. Además de mantener la temperatura correcta al principio y final de la temporada, es vital asegurarse de que las plantas de cannabis disponen de una provisión constante de aire fresco durante el verano, que les permita mantenerse frescas y hacer la fotosíntesis.
6. Cultiva a partir de semillas. Es posible cultivar a partir de esquejes en invernadero, pero las plantas nunca alcanzan el mismo tamaño que las plantas cultivadas de semillas. Las semillas de cannabis de calidad sólo suponen una pequeña inversión, pero es la inversión más importante.
7. Mantén el invernadero limpio. Compensa limpiar el invernadero o el politunel pulverizando agua y cepillando las paredes. Esto permitirá que haya más luz disponible para las plantas y dará una mejor calidad de cosecha. La limpieza periódica es un buen sistema para evitar que las plagas se conviertan en un problema. Retira la basura del invernadero para que las plagas no aniden en ella.
Siete consejos para cultivar cannabis de alta calidad en tu invernadero

Éxitos en el cultivo de cannabis en invernadero

Todo el esfuerzo que dediques a tu invernadero te será devuelto en el momento de la cosecha. Es muy fácil cultivar cannabis en invernadero y ahorra una gran cantidad de dinero comparado con lo difícil que es conseguir una cosecha de tamaño similar en interior. Un invernadero con unas pocas plantas de tamaño medio en su interior fácilmente dará lo suficiente para cubrir las necesidades anuales de cannabis de una persona. Con las variedades automáticas es posible usar el invernadero para obtener tres cosechas seguidas en la temporada.
Algunos cultivadores de invernadero instalan cubiertas opacas que pueden usar para forzar las plantas a florecer más pronto de lo normal. Si se usa correctamente un invernadero puede ser el mejor amigo del cultivador de cannabis.
Nuestro consejo final es este. Si hay un área de tu vida donde no quieres hacer concesiones es en el cannabis, escoge las mejores semillas de un banco en el que confíes y disfruta de tu invernadero.

 Más información
Evita problemas en el cultivo exterior.

Posts Recientes

Sobre Soft Secrets

Soft Secrets es la fuente principal de información para el cultivo de cannabis, su legalización, cultura y entretenimiento. Nuestra audiencia es global, apasionada y diversa. Nuestra clave es conectar a las personas a través de información relevante y actual sobre salud, estilos de vida y las oportunidades de negocio que ofrece la cultura del cannabis en todo el mundo.
¿NECESITAS AYUDA PORQUE TIENES UN PROBLEMA RELACIONADO A LAS DROGAS? CONTACTA A TU LÍNEA DE APOYO LOCAL CUANTO ANTES. EN CASO DE RIESGO DE VIDA LLAMA AL 911 AHORA.

Deja un comentario